viernes, 2 de mayo de 2008

50

El día 50 lo celebré saliendo con Beatriz al cine -nunca la invité antes, tenía novio. Después fuimos a una cafetería. Recordé la página de Rayuela, cuando entre dos medialunas, la Maga le cuenta a Horacio un gran pedazo de su vida. Beatriz no me contó un gran pedazo, solo un día. Cumplía diez años, le habían regalado una cámara fotográfica.

-Era un día soleado. Y toda la tarde me la pasé tomando fotos de nubes -me dijo.

5 comentarios:

Leticia Zárate dijo...

Hola, ando siguiendo la historia de los días. Nos leemos.

Besos.

Sebastiana dijo...

Sería bonito que la película hubiera sido el Potemkin... porque hay que verla aunque se caiga el mundo!

caramelo dijo...

te comento acá, es que el box no me gusta...

no siempre frente a un café con leche y medialunas se cuenta la vida, talvez porque no siempre la vida ha sido intensa...o si y es mejor callar.

Como sea, me ha gustado ese ir haciendo de lo ordinario algo extraordinario, de algún modo, eso son los blogs.

gracias por tu visita, las puertas están siempre abiertas.

un abrazo,

meridiana dijo...

yo creo que en ese contar ese día sacando fotos de las nubes, hay mucho de la historia de Beatriz.

Es ese click, justamente, el que revela algo, como los crucigramas del día 49.

saludos

Lilián

Catalina Zentner dijo...

Vengo por primera vez, este día ha sido encantador.